El presidente del SAEI asegura en Marbella que si no se crea una especialidad de Enfermedades Infecciosas en España “se reducirá la calidad de asistencia a los pacientes” | Marbella Directo

El presidente del SAEI asegura en Marbella que si no se crea una especialidad de Enfermedades Infecciosas en España “se reducirá la calidad de asistencia a los pacientes”

2015-11-20 13:10:00
El presidente del SAEI asegura en Marbella que si no se crea una especialidad de Enfermedades Infecciosas en España “se reducirá la calidad de asistencia a los pacientes”

"Si no se crea una especialidad de enfermedades infecciosas en España, muy pronto se reducirá seriamente la calidad de la asistencia a los pacientes". Así lo aseveró hoy el presidente de la Sociedad Andaluza de Enfermedades Infecciosas (SAEI), Salvador Pérez, en la inauguración de su congreso anual que se celebra este fin de semana en Marbella.

"Las enfermedades infecciosas, desde el VIH o la hepatitis hasta el Ébola, requieren una formación muy específica y exhaustiva. La preparación actualmente establecida por el Ministerio de Sanidad supondrá una pérdida de calidad asistencial para el paciente y una falta de eficiencia formativa,- ya que se han incrementado la duración del itinerario formativo, pero paralelamente la formación especializada será de peor calidad, y contaremos con futuros profesionales menos preparados- además de suponer un incremento del gasto sanitario", explicó.

En Andalucía, el número de pacientes afectados de enfermedades infecciosas que podrían verse perjudicados por esta situación es de más de 100.000 cada año. El congreso anual de la SAEI reúne a más de 200 especialistas en enfermedades infecciosas de Andalucía, cuenta con importantes ponentes nacionales e internacionales.

Según datos de una encuesta realizada en noviembre de 2014 a sus miembros, el 48,1 por ciento tiene más de 50 años y un 29,5 más de 55 años, lo que significa que será necesario renovar casi un tercio de los profesionales en los próximos 10 años.

A su juicio se está asistiendo a un progresivo envejecimiento de los profesionales que se encargan de la asistencia a las enfermedades infecciosas en Andalucía. Esto hace imprescindible formar a nuevas generaciones de especialistas en Enfermedades Infecciosas que puedan hacerse cargo de la atención a los enfermos. En Andalucía, el número de pacientes afectados por enfermedades infecciosas que podrían verse perjudicados por esta situación es de más de 100.000 cada año.

Entre ellos, se encuentran los 15.665 infectados por el VIH que son atendidos actualmente en 21 hospitales andaluces (3.617 de los mismos tienen además hepatitis C) y los enfermos afectados por bacterias resistentes a los antibióticos, de las cuales aparecen 3 casos por cada 2000 días de estancia en el hospital.

La Administración Sanitaria Andaluza, consciente de la trascendencia que tiene para los pacientes, apoya desde hace años la existencia de Unidades, Servicios y Secciones de Enfermedades Infecciosas y en repetidas ocasiones ha colaborado activamente con la SAEI en su reivindicación del reconocimiento de la especialidad, aunque esto último es competencia del Ministerio de Sanidad.

Los expertos señalan que la formación que se contempla actualmente, -desde la aprobación del RD Troncalidad por parte del Ministerio de Sanidad en 2014- será claramente insuficiente para preparar a los futuros infectólogos, ya que actualmente la formación en Especialidad de Enfermedades Infecciosas se contempla como Área de Capacitación Específica (ACE) y es de una duración de 2 años, en contraposición a los 4 de formación específica que supondría en caso de que fuera especialidad (La Unión Europea de Médicos Especialistas recomienda un período de formación específico de 4-5 años para Enfermedades Infecciosas).

Además, se da la circunstancia de que, hasta que se establezca la formación del Área de Capacitación Específica (ACE), habrá unos años en los que no habrá formación especializada en Enfermedades Infecciosas, lo cual es una circunstancia muy grave, dada la necesidad de recambio generacional comentada anteriormente.

Por otro lado, la Microbiología, que sí tenía el carácter de especialidad independiente, con el RD Troncalidad pasa a ser una disciplina troncal dentro del Tronco de Laboratorio y Diagnóstico Clínico, lo que reducirá a la mitad la formación de estos futuros profesionales.

"Esto quiere decir que se va a producir en nuestro país un importante deterioro en el diagnóstico y en el tratamiento de los enfermos con procesos infecciosos, así como en la investigación y en la docencia relativa a estas enfermedades, sin olvidar el presumible empeoramiento del ya gravísimo problema de la resistencia a los antibióticos. Todo ello supone una grave amenaza para la continuidad de programas tan relevantes como trasplantes de órganos y médula ósea, cirugía compleja y quimioterapia del cáncer", añade Pérez Cortés.

Una reivindicación que cuenta con el apoyo de estudiantes, pacientes, sociedades científicas y organismos internacionales. La postura de la SAEI está totalmente alineada con la de la Sociedad Española de Enfermedades Infecciosas (SEIMC) y cuenta con el apoyo de la Unión Europea de Especialistas Médicos (UEMS), la Sociedad Europea de Microbiología Clínica y Enfermedades Infecciosas (ESCMID) y de la propia legislación Europea, que indica que el periodo formativo debe ser de cómo mínimo 4 años. De hecho, España es uno de los pocos países de Europa en los que no está reconocida la especialidad de Enfermedades Infecciosas.

Numerosas sociedades científicas, asociaciones de pacientes y los estudiantes y futuros profesionales se han unido a la reivindicación y en 2014 firmaron un manifiesto en contra del RD Troncalidad[i]. Además, la SEIMC presentó un recurso contencioso administrativo para impugnar el RDT, que se aceptó a trámite y que está pendiente de resolución.

La SEIMC ha mostrado su rechazo a la ACE de Enfermedades Infecciosas una vez más ayer, 19 de noviembre, al abandonar la reunión para la constitución del comité de ACE de Enfermedades Infecciosas en el Ministerio de Sanidad, después de haber expuesto sus argumentos.

publicidad